Instalar sistema de CCTV
Video

Problemas más comunes al instalar un sistema CCTV

Los sistemas conformados por cámaras de seguridad suelen ser bastante eficientes, si están correctamente configurados. Pero, es posible que surja algún inconveniente en su funcionamiento. Conocé cuáles son los principales problemas al instalar un sistema CCTV.

1. Instalación en puntos no estratégicos

Una de las situaciones más desagradables que pueden presentarse al momento de colocar cámaras de videovigilancia, es una elección incorrecta de los puntos donde se instalará cada dispositivo.

Para que esto no se convierta en un problema, es necesario realizar un estudio muy detallado de la edificación, separarla en perímetros y determinar el modelo y tipo de cámara idónea para cada espacio.

Por ejemplo, las cámaras tipo bala son excelentes para vigilar un estacionamiento, mientras que las de tipo domo hacen un excelente trabajo en la protección de pasillos y escaleras. Entonces, si no se escoge un lugar adecuado para la cámara, su efectividad se verá comprometida.

2. Fallas en el sistema de alimentación

Las cámaras analógicas o digitales poseen diferentes sistemas de alimentación para mantener su funcionamiento. Por eso, indistintamente si las mismas requieren de electricidad o de baterías recargables, es necesario garantizar una provisión permanente.

En caso que el suministro eléctrico presente alguna alteración, es necesario que la edificación cuente con una planta eléctrica de emergencia. Por su parte, si la batería se agota, es indispensable contar con unidades de reemplazo.

3. Problemas de conectividad

Las cámaras IP necesitan de una conexión Wi-Fi para operar con normalidad. Si la misma no cuenta con acceso a internet, entonces el equipo puede quedar prácticamente inutilizado. Es por ello que la conectividad a internet debe ser permanente.

Esto permitirá que cada cámara transmita las imágenes de manera oportuna, pero también facilitará su interconexión con el NVR y la central de monitoreo, para gestionar cualquier tipo de emergencia.

4. Inconvenientes en el cableado

Las cámaras analógicas requieren de cables coaxiales para conectarse al dispositivo DVR que recibe y procesa sus imágenes. Si por algún motivo ocurre una ruptura o problema que afecte este cable, la recepción de las imágenes se verá impedida.

En este sentido, la revisión y el mantenimiento al cableado que conecta las cámaras y el DVR deben ser periódicos.

sistema de CCTV instalación

5. Ausencia de técnicos calificados

Muchos usuarios deciden adquirir cámaras de seguridad sin la asesoría necesaria. Peor aún, se atreven a instalarlas sin poseer los conocimientos adecuados para realizar esa tarea. El resultado puede ser tan desastroso como caro.

Esto se debe a que los sistemas de videovigilancia no son un juego, y todo lo relacionado a su instalación y configuración requiere conocimientos técnicos que, por lo general, llevan meses o hasta años en ser avalados.

Para evitar cualquier inconveniente, el sistema de cámaras siempre debe ser instalado por un técnico certificado, quien no solo conoce cada paso para que el proceso sea correcto, sino que también responderá en caso de cualquier percance o defecto que presente el dispositivo.

6. Empresas que no poseen experiencia

Otro problema que suele presentarse al instalar estos sistemas, tiene que ver con la proliferación de empresas de seguridad que no cuentan con la experiencia necesaria en la materia.

Algunas de ellas se dedican exclusivamente a comercializar cámaras de seguridad, pero no tienen el personal necesario para su instalación.

En consecuencia, ofrecen un servicio para el que no están autorizados ni calificados, generando pérdidas de tiempo y dinero a sus clientes.

7. Error en la sincronización con la app de monitoreo

Muchos fabricantes de cámaras de videovigilancia cuentan con aplicaciones web, especialmente, desarrolladas para su monitoreo. Esto permite que el cliente supervise cada cámara directamente desde su teléfono inteligente o una computadora.

En ocasiones, pueden darse fallas en la sincronización de la app y los dispositivos, por lo que el monitoreo resulta interrumpido.

Por último, la mejor manera de prevenir los problemas que se presentan al instalar un sistema CCTV, pasa por contratar los servicios de una empresa con una trayectoria reconocida en el mundo de la seguridad electrónica.

También pueden interesarte

Publicar un comentario

Tu email no será publicado.

SOBRE NOSOTROS

El Grupo PROTEK se compone por distintas empresas que ofrecen servicios integrados, con la misión de proteger a clientes y bienes, a la vez que brindan mayor tranquilidad y una mejor calidad de vida.

CONTACTANOS

Seguinos en Facebook